Conscriptos del Regimiento Copiapó reciben instrucción de perforistas para la pequeña minería

Seremi de Minería sostuvo una conversación con los jóvenes para conocer sus inquietudes e instarlos a desarrollar sus vidas laborales en la pequeña minería. 

La pequeña minería durante el último año está ofreciendo más puestos de trabajo y con ello existe la necesidad de preparar a más personas para que puedan dedicarse a este oficio, por esta razón el Sindicato de Pequeños Mineros de Copiapó buscó el apoyo de Enami para ofrecer cursos de perforación a los conscriptos que están a punto de terminar su instrucción militar en el Regimiento de Infantería N°23 de Copiapó. 

La iniciativa fue reconocida por el seremi de Minería, Raúl Salas Aguilera quien acudió hasta la faena La Culebra donde estos jóvenes estaban desarrollando su práctica en perforación. Allí uno a uno los conscriptos fueron probando sus habilidades para desarrollar disparos cerrados y otros tipos de tiro que se utilizan en la pequeña minería. 

“Existen oficios relacionados con la pequeña minería que están en riesgo de desaparecer como es el caso de los perforistas, por ello valoro enormemente esta iniciativa de los propios sindicatos de ir buscando en las nuevas generaciones a los mineros del futuro y a su vez rescatar esta actividad que es una de las actividades económicas más importantes de la región. Atacama es reconocida a nivel nacional como la capital de la pequeña minería y por ello debemos hacer todo lo que esté a nuestro alcance para crear las condiciones de manera tal que en Atacama la pequeña minería se transforme en un polo de desarrollo”, señaló el seremi Raúl Salas.  

Por su parte Mario Mercado, presidente del Sindicato de Pequeños Mineros de Copiapó señaló que  al interior del gremio “surgió la idea de formar nuevos mineros para la pequeña minería capacitándolos como perforista, cargadores de tiro, mecánico en maquina perforadora neumática y hemos tenido muy buena aceptación por parte del área de fomento de Enami y el regimiento de Copiapó que se entusiasmaron bastante con el tema de que los soldados conscriptos que vengan ingresando se pueden desempeñar en la pequeña minería”. 

Tras esta formación el sindicato también ofreció apadrinar a los soldados egresados que quieran seguir ejerciendo en la región (la mayoría son originarios de Linares), para que ellos tengan su seguridad laboral y remuneraciones como corresponde, según informó Mercado. 

“La minería sigue abriendo espacios a las nuevas generaciones”  

Diego Espinoza (20 años) es de Linares y está haciendo su servicio militar en Copiapó, es uno de los conscriptos que está recibiendo la instrucción y está muy interesado en la actividad minería. 

Al respecto dijo que “este es un curso muy bueno que nos entrega muchas herramientas para nuestro futuro, ya que es un impulso que nos dan a todos los soldados conscriptos para abrirse en la minería que es un trabajo que sigue en desarrollo y sigue abriendo espaciosa a las nuevas generaciones”. 

“En la pequeña minería es donde está el verdadero trabajo del minero que empieza desde abajo, no empieza a trabajar en una ingeniería o una cerrera en sí, pero empieza a trabajar con las personas”, concluyó Diego Espinoza en una reflexión acerca de la importancia de iniciar una carrera de oficio en el sector.