MOP Atacama ejecutó trabajos de Conservación en la Red de Aeródromos de la región

El Ministerio de Obras Públicas a través de su Dirección de Aeropuertos (DAP) informó que ya finalizaron las obras de “Conservación Rutinaria Aérea de Movimiento” en el Aeródromo de Caldera, mientras que los trabajos en el Aeródromo de Vallenar alcanzan un 98% de avance.

En los últimos años la “Red de Pequeños Aeródromos” ha formado parte de los planes de inversión más completos que ha ejecutado el Ministerio de Obras Públicas, tomando vital importancia en la conectividad del territorio nacional convirtiéndose en el principal puente aéreo en casos de emergencias, desastres naturales y evacuaciones Aeromédicas.

Esta vez fue el turno de los aeródromos de Caldera y Vallenar donde el MOP a través de su Dirección Regional de Aeropuertos (DAP), ejecutó trabajos que tienen por objetivo proteger la vida útil de los pavimentos y mejorar las condiciones de seguridad de la infraestructura aeroportuaria exigidas por la autoridad aeronáutica.

El Seremi MOP, Alfredo Campbell, recalcó la importancia de la Red Aeroportuaria, señalando que “para nuestro Gobierno y las autoridades regionales, es muy relevante tener estos aeródromos operativos y en buenas condiciones todo el año, ya que de esta forma podemos responder no solo a las necesidades del día a día, sino también responder oportunamente a las contingencias y situaciones de emergencia como las vividas en el 2015 y 2017”.

“En el caso de la Región de Atacama contamos con 4 aeródromos, los que se encuentran ubicados en Chañaral, Caldera, Chamonate y Vallenar y se encuentran a cargo de nuestra Dirección Regional de Aeropuertos (DAP), quien periódicamente ejecuta obras de conservación y mejoramiento que permiten que los aeródromos se mantengan operativos y cumpliendo a cabalidad con las normativas para desarrollar de mejor manera su rol para la conectividad regional, así como también con las operaciones de apoyo a la comunidad”, agregó el Seremi.

Sobre los datos técnicos, la Inspectora Fiscal de la DAP, Angélica Munizaga informó, “las obras en el Aeródromo de Caldera alcanzaron una inversión de $260 millones y consideraron la conservación de la pista de aterrizaje mediante el sello de grietas, aplicación de sello protector de pavimentos de asfaltos y posterior demarcación de los mismos, calles de rodaje, plataforma de estacionamiento de aviones y cercos perimetrales de tipo agrícola donde se consideró también el reemplazo de cerco en mal estado y posterior pintura”.