Autoridad de Salud en conjunto con ISL promueven la prevención de la silicosis

La Silicosis es una de las enfermedades ocupacionales conocidas de más larga data, siendo un problema mundial, situación no ajeno a nuestra región.

           

Esta grave enfermedad, producida por la exposición a polvo con contenido de Sílice, es hoy en día perfectamente prevenible, es por ello, que la Autoridad Sanitaria junto al Instituto de Salud Laboral, realizaron un taller de Gestión a exposición a silisis y ruido en los lugares de trabajo.

Esta instancia, buscó generar competencias en los expertos en prevención de riesgos de las empresas de la región, respecto a la gestión del riesgo de sílice y ruido, riesgos que si no son gestionados, pueden provocar enfermedades ocupacionales como la silicosis y la hipoacusia sensorioneural laboral.

Este curso, se enmarca en el contexto de desarrollar una estrategia para guiar la acción de los distintos actores sociales en la gran tarea de erradicar la silicosis en el país, entendida como una problemática de salud ocupacional.

Es por ello, que se elaboró y se  presentó el Plan Nacional para la Erradicación de la Silicosis (PLANESI) en el año 2009, que se enmarca en el cumplimiento de la legislación vigente y en los roles institucionales de los organismos responsables, donde uno de los principales objetivos estratégicos definidos es que las empresas disminuyan y controlen la exposición a sílice en los lugares de trabajo.

Otro, gran punto tratado en el taller, fue la hipoacusia sensorioneural laboral,  la ces producida por la exposición ocupacional prolongada a niveles de ruido en los lugares de trabajo, los que generan un trauma acústico crónico con compromiso predominantemente sensorial, provocando una pérdida progresiva de la audición.

La sordera ocupacional es considerada la enfermedad con mayor prevalencia en Chile, aunque los datos oficiales no son homogéneos.  Alrededor del 30% de la población trabajadora está expuesta a niveles de ruido que provocan daño auditivo irreparable.